14 de diciembre de 2014

Diciembre.

Quiero irme de este mes, coger todas mis cosas y que empiece a ser febrero. Irme lejos en el tiempo, donde ya todo el miedo quede atrás, meter estabilidad en la maleta y dejar de pensar de más.
Tiemblo. 
Como si hubiese olvidado el vértigo, como si caer ya no me diese tanto miedo o como si más bien supiera que algún día hay que arriesgar para no romper, dejar que el engranaje ceda para seguir avanzando. Estar mejor no siempre es estar bien, más no siempre es suficiente. No creo en los límites  y jamás aprendí a frenar a tiempo. A veces me obligo a querer querer poder, pero no quiero. Me tambaleo y me agarro a manos ajenas, porque mejor ser débil que morir gigante, porque mejor querer y que te quieran que olvidar el significado de uno de los verbos más bonitos del mundo. Busco la parte positiva de empezar a odiar la soledad, de necesitar  alguien o algo, de echar de menos, de dejar de echar de menos sensaciones que estoy volviendo a recordar.
A veces soy feliz y me da miedo. No tener nada para no poder perder nada, estar tan jodido que no puedas ir a peor. Conformismo es aceptar que hay cosas contra las que no puedes luchar; prefiero ser débil que conformista.
Una vez me dijeron que hiciese lo que hiciese no me rindiera nunca. Tengo una "cicatriz" en la muñeca que me recuerda que la valentía vence al miedo y que las heridas no se curan con el tiempo, sino con amor propio. Entender las cosas no significa aceptarlas, pero ayuda a dejarlas ir.
Hoy soy un enigma. Dejad que me entienda, pero no intentéis entenderme.




(Quiero verla ya)

20 comentarios:

  1. "Busco la parte positiva de empezar a odiar la soledad"

    Es difícil encontrársela, pero demasiado bien lo dices tú: "estar mejor no siempre es estar bien", y sentirse solo a veces en lugar de todo el tiempo no es la mejor solución al vacío. Pero se acerca un poco.

    Espero que, por complicado que sea tu puzle te acomoden todas las piezas. Al final los valientes encontráis dónde ponerlas ;)

    Besos, chica de preciosas palabras :*

    ResponderEliminar
  2. Te entiendo demasiado bien, y sé que tú te entenderás también. Un beso

    ResponderEliminar
  3. No tengas prisa por entender....muchas veces, se vive mejor en la ignorancia. Bsus!!

    ResponderEliminar
  4. Dió mucho qué pensar. Tal vez yo sea una de esas personas conformistas, pero siempre se hay que buscar lo que se desea y no rendirse o quedarse en nada. Al final, las metas que uno crea son para conseguirlas.
    "Porque mejor ser débil que morir gigante, porque mejor querer y que te quieran que olvidar el significado de uno de los verbos más bonitos del mundo." Me recuerda a las palabras de Carlos G. Vallés: "Ser vulnerable es abrirse al amor. Nadie puede amar a un monstruo gigante cubierto de escamas y de aspecto infernal. Es cambio, sí es posible querer a una paloma y, más aún, si está herida por la mano del hombre. Ser vulnerable es ser humano."
    Y creo que tiene mucha razón, nos la pasamos indiferentes al dolor y fingimos que todo va normal mientras nos conformamos con dicha idea, pero no nos damos cuenta que nos castigamos y mantenemos una supuesta armadura que lo único que trae es soledad.

    Me gustó mucho tu escrito!

    ResponderEliminar
  5. Nunca hay que conformarse con algo, sino intentar superarse, curarse las heridas tras cada caída y seguir adelante.
    Y tienes razón, querer y amar son unos de los verbos más bonitos que pueden encontrarse.

    ¡Un besín!

    ResponderEliminar
  6. Entenderse a una misma ya es una ardua tarea, así que imagina intentar entender a los demás...
    Un beso!

    Pd: Yo también quiero ver esa peli! no sabía nada de ella hasta que he visto el trailer en tu post!

    ResponderEliminar
  7. Si está en la muñeca es porque siempre llevas una certeza de la mano.

    ResponderEliminar
  8. La debilidad es buena, es lo que nos hace bellos y valiosos. No hay que huir de ella por miedo a depender o a necesitar. Se trata de dar también, de arriesgar a que te hagan daño y de sentir un poco más dentro la vida. Al fin y al cabo, se trata de amar. Y amar, como diría Oscar Wilde, es superarse.

    Muy bonito,
    un saludo

    ResponderEliminar
  9. Empecé a leer esta entrada preocupada, con ganas de decirte que los fracasos también tienen su parte positiva (aunque esto me haga parece una loca). Qué bueno que a medida que voy leyendo me he dado cuenta de que eres una valiente y una luchadora. Y que te estás buscando a ti misma. Si todo el mundo hiciera eso, todos seríamos más felices.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  10. Pues yo creo que has dado en el clavo. Aceptar y no conformarse, que no siempre se ve la diferencia entra una y otra.

    Y precisamente por todo lo que escribes, y por el hecho de saber poner nombre a tus sentimientos y emociones, y reconocerlas, ya eres muy valiente.

    P.d: se feliz, y ya.

    Besos

    ResponderEliminar
  11. No sé la razón por la cual quieres escapar hasta enero, pero supongo que la Navidad y el invierno no es bueno para todo por igual. De todos modos el resto de la entrada me encanta, he de admitir que tengo que leerme tus entradas mas de una vez para entenderlas, pero me encanta hacerlos. Escribes de una manera preciosamente caotica, y me pasa que cuando empiezo a leerte no puedo parar. Tienes algunos "quotes" que son para colgarlos en un letrero en tu habitacion. "A veces me obligo a querer poder, pero no quiero" <---- Mi vida.

    Precioso de verdad, sigue asi!

    ResponderEliminar
  12. febrero es un buen mes. el tiempo es la única constante. reducir la marcha es mejor que poner freno. volverse productivo es querer estar mejor sin límite en el que no se crea. •mejor ser débil que morir gigante• versus •mejor ser fuerte y morir arrodillado• hay que sentirse orgulloso de las cicatrices. la soledad es ambigua: una cosa es estar solo y la otra el sentirse solo. dudo en estar de acuerdo con que “el hombre es un ser social”. no lo acepto, pero lo respeto.

    ResponderEliminar
  13. Otra vez leo y me ha parecido todo tan genialmente dicho que ya no sé qué decirte. Creo que entiendo como te sientes. Y sí, eres muy valiente, aún cuando asaltan las dudas. Toma un respiro y sigue avanzando, sé que podrás :)

    Me ha encantado el tráiler! No sabía que estaban haciendo una versión animada de El Principito, y ahora también muero de ganas por verla! Es uno de mis libros favoritos :3

    Mucha suerte con todo, ¡un beso! ^^

    ResponderEliminar
  14. La vida es muy larga y a veces entenderse uno mismo es la tarea más difícil en este planeta. Buscamos razones. Alientos casi inexistentes que nos den un solo porqué que nos recuerde qué hacemos en este planeta y en este momento; lo más irónico es que a veces somos nosotros mismos y no logramos hacerlo.

    Mucha gente te dirá que te entienden, que experimentan lo mismo en su vida -o no vida-, que están solos y asqueados. Pero no. Esas emociones, ese vacío, son cosas que cada uno experimenta y siente de forma única. Y es más profundo que cualquier palabra o humano, pero del que uno puede escapar o luchar si realmente quiere (y ése es el problema real y la raíz del asunto).

    En fin, no me explayo más.

    Dos o tres abrazos.

    ResponderEliminar
  15. Hacía tiempo que no me infiltraba por aquí, Cé. Aprovecho para desearte muy feliz Navidad :)
    Y que diciembre siempre fue un mes que dolió mucho. Pero a pesar de todo ese miedo, la felicidad está ahí, en el fondo de cada copo de nieve.
    ¡Cómetelos! :)
    Un besito.

    Miss Carrousel

    ResponderEliminar
  16. Tan cierto lo que escribís! La mejor manera de que la gente te entienda es que vos te entiendas a vos misma... a veces nos sorprenden cosas que nos dicen sobre nosotros mismos y sabemos que no son ciertas, hasta que las escuchamos tantas veces que terminamos por creerlas. Hay que saber quien sos de verdad. Sos lo que haces, no lo que decis. Sos lo que sos y no lo que los demas dicen que sos.
    Te deseo la mejor de las suertes!!

    Chica Random

    ResponderEliminar
  17. Muy buen post!! Me gusta mucho! Porque describes exactamente la sensación que uno tiene cuando hay algo que se tambalea y no depende de uno mismo que vuelva a estar en su sitio... Pero ser débil y ir hacia abajo también sirve para poder darte un empujón con mayor fuerza. Llegará el día... en que lo verás de golpe y porrazo claro. Sin darte cuenta. Un día cualquiera. Pero jamás dejes de sentir con fuerza y de hacer lo que sientes aunque recibas decepciones y te digan blanco y después hagan negro. Porque lo bueno de la gente como tú, es que al fin y al cabo uno se queda con eso: Con lo que hace siempre acorde a sus sentimientos con temor a veces, pero aun así haciéndolo.
    Un abrazo, me ha encantado!

    Paula

    ResponderEliminar