12 de octubre de 2013

Sinrazones.

Busco razones, no sé si para mi o para ti. Razones de "quédate", o "márchate del todo", porque los puntos medios se me dan fatal y aún así, siempre me quedo anclada en el nuestro. Pero, ¿cómo no hacerlo? Puede haber muchas historias, todos con nombre, pero la tuya, la nuestra, tiene género: magia.  Y ahora te digo, o me digo, quédate, y que sea por ti. Que te he visto sonreír cuando me miras y joder, he empezado a creer en el amor. Que ya lo sabes, que algunos pueden entrar - y salir - pero sólo tú puedes venir, sin avisar. Y si me pillas en bragas mejor, que así no perdemos el tiempo en quitarnos la ropa. Y ven, ven ya, o espérame, que muero de hambre y entre tus piernas está lo único que me gustaría comer hasta hartarme. Y es que estaba tumbada, pensando en todo y pensando en nada, en cómo me dueles a veces y en cómo me revives siempre y, para qué negarlo, que si pienso en certezas me sigue viniendo a la cabeza tu nombre, en forma de incertidumbre, incógnita o paraíso. Qué más da. Tu nombre. Y dejo de buscar razones, porque total, a ver quién les hace caso cuando estás delante me agoto tanto queriéndote que no puedo ni pensar. 


(La ilustración es de Rebeca Khamlichi. La podéis encontrar aquí, y no tiene desperdicio)

24 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Interesante realidad donde conjugas sensualidad y emociones.

    ResponderEliminar
  3. "...cuando estás delante me agoto tanto queriéndote que no puedo ni pensar."

    Creo que con esa frase has terminado por rematar un escrito precioso. Como siempre que vuelvo por aquí, repito, extrañaba leerte con esa extraña manera que tienes de hacer que me sienta tan plenamente identificada con cada palabra que escribes.

    ResponderEliminar
  4. Supongo que es una declaración preciosa lo que estás diciendo. Cada uno, a nuestra manera lo damos todo, aunque sea con dudas o sin ellas. Hay que vivir.

    ResponderEliminar
  5. Madre mia, me encuentro en una situación muy parecida a la tuya. Solo que a veces somos tanto y otras veces nada. O bueno. "éramos". Hoy ha decido que lo mejor es alejarnos, que le hago daño... no entiendo nada, hace dos horas le ha dicho a una amiga mía que necesitaba arreglar todo. Hace unas horas eran "te amo", ahora no hay nada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No creo que los sentimientos desaparezcan de repente. Sin embargo existe el auto-engaño, en uno y en el otro extremo de la cadena. Ánimo con tu historia :)

      Eliminar
  6. Me ha gustado mucho !
    Todos tenemos una persona por la que daríamos todo, mucha suerte.
    Un besito

    ResponderEliminar
  7. Me encanta leer la sinceridad de tus palabras, tu forma de expresarlas, tan simples que consiguen decirlo todo.
    Leí una de las frases de esta entrada en tu twitter y no pude evitar retwitearlo.

    ¡Un besín!

    ResponderEliminar
  8. Cé. una muy linda "suplica" de amor, en donde hay pasión y mucha sensualidad (algo de erotismo también, yeah!) Cé, al leerte se me vino a la memoria una frase que la semana pasada leí: "El amor es como un reloj de arena; mientras se llena el corazón, el cerebro se vacía". Sin duda casi siempre emoción domina por sobre la razón..y creo que así debería ser siempre, para que se cumpla lo que debe cumplirse..
    Me gusta tu gato(a) se parece a mi "Roberta"...y acabo de escuchar a la Melendi por recomendación de una amiga, y malísimo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que razón y corazón no necesariamente tienen que ir desligados, aunque nos empeñemos en verlo así.
      Oh, me encantan los gatos en general, así que seguramente tu Roberta me gustaría.
      Jaja, a mi Melendi no me gusta especialmente, pero alguna canción sí, y otras me traen muy buenos recuerdos.

      Eliminar
  9. Olé. Cada día escribes mejor. Me encanta como expresas los sentimientos, así, sin tapujos, de forma sincera, a bocajarro. :)

    Un besito

    ResponderEliminar
  10. Lo que cuentas me hace acordarme de esta canción, que me viene a la mente cuando evoco ese tipo de sensaciones que comentas

    http://www.youtube.com/watch?v=f_hEbu92HYY

    ResponderEliminar
  11. Disparas letras que marcan la piel....erizándola...

    Cé...

    gracias

    ResponderEliminar
  12. Un texto cargado de mucha pasión. Desde mi punto de vista conviene no agobiarse y no apostarlo todo a una carta. Siempre es mejor guardarse algo para uno mismo, para que cuando la cosa no funcione (que no tiene que pasar siempre), el vacío no sea tan grande y se puede resurgir de las cenizas más rápidamente.

    Nos leemos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo siempre soy mi prioridad. A partir de ahí, lo que sea.

      Eliminar
  13. Siempre hay idas y venidas, siempre hay personas que vuelven, no lo podemos remediar.

    ResponderEliminar
  14. Las razones son poco útiles para resolver la sin razón...

    ResponderEliminar
  15. La magia no entiende de razones... así que mejor no buscárselas ;)

    Un beso!
    Pd: muy chula la ilustración de Rebeca Khamlichi!

    ResponderEliminar
  16. Tendríamos que acostumbrarnos a pensar que todo viene y va aunque duela, a veces tenemos que dejar a ir a las personas, aunque eso no implica dejar de luchar por ellas.
    Besos.
    Me quedo por aquí.

    ResponderEliminar
  17. Busco razones, no sé si para mi o para ti. Razones de "quédate", o "márchate del todo" me encanta. es muy bonito lo que escribes.
    Te dejo mi blog: relatosdemisnochesdeinsomnio.blogspot.con
    Besis

    ResponderEliminar
  18. Jooo a mi me pasa lo mismo, en directo no pienso ni razono nada que no sea: Él conmigo.


    ResponderEliminar
  19. ¿Es que acaso vivimos las mismas cosas al mismo tiempo? Estás leyendo mis pensamientos Ce, de una manera que hasta a mi me asusta. Conocer a alguien nuevo y vivir de nuevo todas esas emociones es algo genial, espero que no sea una de esas donde ya sabes el final.

    ResponderEliminar
  20. 'Ven sin avisar. Y si me pillas en bragas mejor, así no perdemos el tiempo en quitarnos la ropa.' (Fan)
    A veces vivimos preocupándonos porque pasa el tiempo y olvidamos aprovechar los segundos.
    Me ha encantado.
    Cielo trastornado en http://albordedetucama.blogspot.com.es/
    M.

    ResponderEliminar