4 de agosto de 2013

(Tentaciones)

Me besaban, tus ojos, y no necesitaba que lo hicieran tus labios. De fondo, nuestro océano mediterráneo creaba la banda sonora de un momento que habría parecido fugaz incluso si hubiera sido eterno.
Supe casi desde el primer segundo que bajo ningún concepto lograríamos superar ese escalón de distancia que nos habíamos impuesto, pero yo te dije siempre que no sabía no dejarme llevar y no podías pretender que fuera yo quien pusiera los frenos cuando ni siquiera estaba convencida de querer hacerlo.
Aún ahora me cuesta explicarme el por qué de tanto deseo. Quizás lo que más me guste de ti sea que a tu lado, la vida es un juego. Excitación prohibida en una habitación vacía que, con nosotras, estaba demasiado llena. Aislarnos del mundo en una azotea mientras la música suena. Te tocaba, como siempre, con miedo a que te rompieras.
Tus dientes, mi pecho. Mis dientes, tu cuello. 
¿Qué cojones estábamos haciendo? Las voces en mi cabeza me repetían una y otra vez que estaba siendo demasiado egoísta y a mi no me importaba una mierda. Decidí permitirme el lujo de soñar despierta.
A suficientes kilómetros de distancia, con un arsenal de dudas en la maleta, aún me costaba entender por qué las cosas parecían siempre tan complejas. Pero es que yo ya estaba mentalizada de que tú nunca y... ¡Joder!
Quizás el problema era que nos habían hecho creer que amar era sufrir. Y así, destrozándonos poco a poco, desintegrándonos, autoflagelándonos, arrancándonos las entrañas y las vísceras, apagándonos el corazón para no sentir el daño, restringiéndonos las ganas, alimentando los miedos, ahogando las dudas, matándonos... así, sólo así, creíamos que nos estábamos amando como nadie.

12 comentarios:

  1. Me ha encantado. Escrito con sangre, de verdad, y con lo que sale de dentro, de lo mas profundo, de lo que mas duele, de lo que siempre nos arrancamos un pedazo y sigue saliendo caos a borbotones.

    Pero gracias a escribirlo podemos verlo desde diferente perspectiva, haciéndolo de otros, y que no duela tanto.

    Un besito, y feliz domingo!

    ResponderEliminar
  2. Tienes toda la razón al decir que muchos creen que amar es hacerse daño. Al igual que muchos creen que hay que sacrificarse al máximo por el otro. No, no es así. Todo tiene un límite, no hay que verlo todo negro o todo blanco...

    "De fondo, nuestro océano mediterráneo creaba la banda sonora de un momento que habría parecido fugaz incluso si hubiera sido eterno." ME ENCANTA. ¡Sigue escribiendo frases tan bonitas, hacen ver que la poesía no sólo está en los antiguos poetas!

    ¡Que tengas un buen domingo!

    ResponderEliminar
  3. Que hermoso texto, muy apasionado..Dicen que el amor no duele, que aveces lo que lo acompaña es lo que causa dolor..Yo creo que en el amor si hay que sacrificarse el máximo, es de única forma en que se puede llegar a "ganar" y no solo "participar"..Creo que quienes no saben "FRENAR"(como tú) tienen más posibilidades de alcanzar ese tipo de amor "soñado"..pero tienes miedo mmm..La vida es simple, lo complicado es vivir..¿Donde queda Almería y Astúrias? XD Broma, aunque no sea de "allí", siempre amé historia y geografía, así que sé donde quedan esas ciudades, y entiendo, no es lo mismo tener que pasar por Portugal, pero creo que dado el caso, lo importante es llegar al Destino, cuando eso pasa, lo que pasó durante el viaje, se vuelve solo una anécdota..Así que no te compliques, sigue sin saber frenar XD
    Lindo texto...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que cuando encuentra la palabra sacrificio no merece la pena. Las cosas deben surgir de manera natural. Cuando tienes una relación y estás peor con ella que sin ella, no merece la pena. Y ni siquiera es necesario preguntarte si quieres a la otra persona, lo que está claro es que estar con alguien que no te hace feliz y a quien no haces feliz carece de sentido alguno.
      La verdad es que en mi caso lo que importaba era el camino, de ahí que hablase de frenar y no de caer. Aún así, cada persona es un mundo.
      Gracias.

      Eliminar
  4. no todo el amor es dolor,siempre esta la persona que te hace olvidar ese topico tan incorrecto,pero me atreveria decir que mas que el amor es dolor,lo que es realmente doloroso es el desamor,eso si que es realmente doloro,te sigo en twitter =).

    ResponderEliminar
  5. me sabe mal que sea ésta la canción, aunque no pueda dejar de sentirme algo cómplice de esta entrada... :)

    quien no vive, no llora!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una canción bonita. Por suerte tengo amigos que me recomiendan canciones bonitas :)

      Eliminar
  6. Cierto es, muchos defienden que el amor si no es sufrido es que realmente no vale la pena, que siempre hay algún motivo para sufrir, como si hubiera incluso que buscarlo si la cosa va bien, como si hubiera que hacerlo todo más complejo de lo que es.

    Al final se trata de un sentimiento, de una emoción y por ello creo que hay dejarse llevar un poco, como si hubiera algo de juego en ello, para ver a donde se puede llegar

    ResponderEliminar
  7. Estoy acostumbrada a amar y sufrir, sufrir mucho. Y me gustaría q eso cambiara la próxima vez. Debe ser un cambio agradable, para variar

    ResponderEliminar
  8. Caer en la tentación es bueno, pero tener una tensión sexual no resuelta con alguien y jugar a ver quien se quema antes es... indescriptible.

    ResponderEliminar
  9. Ese cierre es lo que realmente importa
    "así, sólo así, creíamos que nos estábamos amando como nadie."

    ResponderEliminar
  10. El amor y su dolor; el amor y sus instantes de placer agonizante...

    Leerte siempre es un regalo!

    Besos y abrazos :)

    ResponderEliminar