17 de marzo de 2013

"¿Y qué pasa si la realidad no es más que una enfermedad?"

- Deberías probar a ver el lado bueno de las cosas. No sé. 
- ¿Y de qué me serviría eso?
- Serías más feliz. 
- Es que no sé si quiero ser feliz. No si esa felicidad surge del auto-engaño. De auto-convencerme de que todo está bien cuando no es así. Simplificando los problemas hasta que dejen de serlo y cerrando los ojos para no ver los monstruos. ¿Es eso vivir, por muy feliz que llegues a ser? No sé. Prefiero ser realista. 
- Pero es que tú no eres realista. Tú sólo buscas fallos para poder decir en voz alta que algo no es lo que quieres e intentar cambiarlo, y lo consigas o no lo consigas volverás a entrar en otro bucle de inconformismo porque siempre habrá algo que limar. 
- ¿Y qué hay de malo en eso?
- Que jamás serás capaz de sentirte orgullosa de ti misma. 
- ¿Lo haces tú? ¿Lo hace la gente que no aspira a nada, que no quiere nada, que sólo espera que el tiempo pasa conformándose con una realidad que no le gusta pero que le tiene que gustar? El mundo no funciona bien, te pongas las gafas que te pongas, inventes las frases cursis que inventes. El mundo no funciona bien y no importa que te enamores, que haga calor o que folles todos los fines de semana.
- Solo trata de hacer que tu vida sea más sencilla. No puedes ir coleccionando problemas, guardándolos en tu mochila y seguir caminando como si no te costra, como si no pesaran nada en absoluto. 
- Yo no quiero hacer que mi vida sea más sencilla. Sólo quiero simplificarme a mi misma. Y no me sale. 


("Así es en gran medida como pasamos la vida. Viendo la televisión. Fumando porquería. Automedicándonos. Desviando nuestra propia atención. Cascándonosla. Negando la realidad.")

25 comentarios:

  1. Tú no escribes, arañas el alma.

    ResponderEliminar
  2. Y qué pasa si el mundo tiene un concepto equivocado de lo que es la felicidad?

    En esta vida los sentimientos que tenemos son preconcebidos.

    ResponderEliminar
  3. Se me ha borrado el comentario que he hecho antes. Decía que yo creo que todo el mundo piensa de la felicidad en su concepto a su manera, yo la tengo de una manera, y otro de alguna otra manera. Contestando a tu comentario en mi blog, yo no puedo dejar que me vean mal, porque si no la gente me pregunta, sé que se preocupan y depende que, no quiero hacerles sufrir

    ResponderEliminar
  4. Si, tienes razón pero yo creo que solo por esos momentos en los que sientes una sensación extraña en tu cuerpo cuando sueltas una carcajada vale la pena seguir!

    ResponderEliminar
  5. ¿Cuándo se nos quitará esa torpe manía de complicar lo fácil? Cuesta ver las cosas como se ven desde otros ojos que no sean los nuestros, y claro, todo varía... La cuestión, creo, no es que sea fácil o no, al fin y al cabo, sino que hagamos lo que hagamos, merezca la pena.



    ResponderEliminar
  6. Pero si eso nos ayuda a no hacernos daño, quizás esté bien. No hablo de conformarnos sin más, podemos intentar cambiar lo que no nos guste e intentar dar lo mejor de nosotros. Pero si fumar o follar hace que, por un momento, el mundo sea un lugar mejor no puede ser tan malo. Creo.

    ResponderEliminar
  7. Siempre hay algo que mejorar, y no es malo pedirnos más siempre que no se convierta en una obsesión. Hay que conseguir hallar la armonía entre lo que queremos de nosotros y lo que podemos dar. Una genial entrada, das mucho que pensar. Y un blog precioso, pasaré por aquí alguna vez más. Te leo :)

    Un beso!

    <3

    EMME

    ResponderEliminar
  8. bueno, no se si acabo de estar de acuerdo contigo, pero si te dire que la vida se ve muy, pero que muy distinta segun las gafas que te pongas...

    ResponderEliminar
  9. ¿Y por qué simplificarte si tus complicaciones forman parte de ti? Asúmelas, disfrútalas y que te hagan hacer cosas bonitas, por muy mal que esté el mundo.

    ResponderEliminar
  10. Joder, que montón de verdades juntas. Me ha llegado muy dentro.
    Recuerdos desde http://hazbrillaratusonrisa.blogspot.com.es/
    M.

    ResponderEliminar
  11. Vivir requiere casi un doctorado, y me temo que no lo tienes aprobado ni cuando te mueres... En todo caso, vivir debe de ser un aprendizaje. Debe haber espacio para el error, vinculado a una voluntad de mejora, y sobretodo la búsqueda de sentirse a gusto, con uno mismo y con su entorno! La lucha para mejorar(se) a uno mismo y al mundo en general suele ser un buen método!!

    Un beso grande desde Barcelona :)

    ResponderEliminar
  12. Supongo que cada uno trata de llenar su particular vacío de la manera que más puede satisfacerle, algunos lo hacen con la religión, otros con las drogas y el alcohol, otros con la literatura o el cine y otros viendo la televisión, cada uno con lo que le más le satisface.

    Sea como sea, decir que estamos solos y que el mundo es una mierda y que todo da igual puede que tenga su parte de verdad y de que haya días que no lo veamos de ningún modo positivo. Pero al fin y al cabo es la vida que tenemos y solo hay una y podemos elegir pasar con pena y sin gloria o viendo el lado bueno de las cosas. De las dos formas estamos condenados a desaparecer, pero en uno de los dos casos el viaje habrá merecido la pena, porque luego ya no hay repetición

    ResponderEliminar
  13. El sexo, el café, el licor y los cigarrillos
    Son los tótems de hoy.
    El estímulo ha remplazado a la sensibilidad.

    En el mundo de hoy, estas son las desafortunadas ecuaciones:
    ¿Quieres intimidad? Ten sexo.
    ¿Quieres estar energizado? Toma café.
    ¿Quieres liberarte de las inhibiciones? Toma vino.
    ¿Quieres un apoyo a la moda? Fuma cigarrillos.

    ¿Por qué es que esas cosas han reemplazado a lo que debería hacerse naturalmente? Porque la gente ha perdido el conocimiento de cómo hacer esas cosas sin estímulo artificial. ¿Por qué no buscar intimidad mediante la sensibilidad? ¿La energía a través de la buena salud? Si superáramos nuestros obstáculos, no necesitaremos inhibiciones.

    ResponderEliminar
  14. Eliminar los "monstruos" es un medio para ser felices, quizá sea un engaño pero vale la pena ¿para qué sufrir innecesariamente?.

    ResponderEliminar
  15. Eso le pasa por darle excesivo protagonismo al maldito, soberbio y sobrevalorado cerebro...

    ResponderEliminar
  16. Solo pienso, que si el mundo no está bien, ¿por qué hacerle caso y seguir sus pasos? Sé diferente de él, que al fin y al cabo, lo que más nos gusta es sonreír, y sonreír de verdad y reírnos hasta llorar.

    ResponderEliminar
  17. Está claro que el mundo ni funciona bien y que nuestra existencia muchas veces no significa gran cosa. Yo intento con empeño y entusiasmo encontrar lo bueno en lo pequeño. Ya sabes, olor a palomitas, a pan tostado o a café, por ejemplo. La felicidad es un estado pasajero, eso está claro. Nadie puede ser feliz continuamente y es imposible librarse de la mochila cargada de mierdas.

    ResponderEliminar
  18. y sentirte alguna vez como lo que he leido!
    ^^

    ResponderEliminar
  19. Vale, pues me acabo de enterar de que has vuelto a escribir en tu blog (lo se, soy lo peor) y eso me alegra porque me encantaba leerte.
    Entiendo esa necesidad de autoboicot, a veces no me siento con ganas de sonreír y me jode que me digan que tengo que ser feliz por que si, a decir verdad no creo que la felicidad sea una meta ni un estado permanente ni me fío de la gente que es feliz demasiado tiempo seguido, habrá momentos alegres, pero no se fuerzan, llegan sin mas
    Bueno, eso, me alegro de que hayas vuelto, estaré atento ; )

    ResponderEliminar
  20. Toda la vida estamos en esa balanza: simplificar o no...
    intentando ese equilibrio imposible, pero a ratos, a días, a temporadas... funciona

    Besos abisales

    ResponderEliminar
  21. H. Habló.



    Michin, nosotros también somos preconcebidos. Todo lo es. Es normal que haya influencias externas, pero una cosa es eso y otra que te digan qué tienes que sentir o pensar. O que te pidan que cierres los ojos para ser feliz. Cada uno sabe qué decisiones le hacen sentirse mejor consigo mismo, y no todos estamos hechos de la misma pasta.





    Ainoa, cada persona sigue unos patrones :)




    Sonia :), obviamente hay miles de cosas que merecen la pena. Pero hay que verlo todo: lo bueno y lo malo. No caer en un pesimismo crónico, pero tampoco aferrarse a lo bueno para no pensar en lo demás.




    María Isabel, ¿complicar lo fácil o simplificar lo difícil? No creo que ninguna de las dos cosas sea buena. Lo mejor es afrontar la vida tal cual es.





    Laura Colored, fumar o follar no es malo si hace que el mundo sea un lugar mejor mientras que no entren en juego sentimientos como el despecho, por ejemplo. Una cosa es follar por entretenimiento y otra cosa es follar para no pensar. A eso me refería. A las personas que viven un poco aferrándose al placer para no ver la realidad.






    MoonDreams, me ha gustado lo de la armonía, welcome :D





    Verillo, si no te digo que no. Pero a mi es que me gusta ver la vida tal y como es. Sin gafas, filtros u otras mierdas.





    Juan, aunque suene repetitivo a veces ser complicado es muy complicado.





    Mária, recuerdos para ti también.




    Joan, estoy de acuerdo con lo que has dicho.





    Garcigomez, pero es que yo, no solo no digo que esté sola, sino que no me siento sola, y tampoco siento que el mundo sea una mierda. Al final es una cuestión de equilibrio. Pienso que tan malo es ver sólo el sufrimiento como ver solo lo bueno. Yo veo ambas cosas, pero me jode que en la sociedad actual parece que no tengas derecho a quejarte por nada. Me joden frases como "mira las cosas bonitas de la vida y olvida las malas". Las malas existen, y para vivir algo real hay que mirarlas exactamente igual que a las buenas. Como le dije a Laura Colored por ahí arriba, ni beber, ni follar, ni rezar está mal, siempre y cuando no lo hagas con el objetivo de no pensar.






    TheWickedNightmare, saludos pues :)




    Kike, supongo que uno tiene que hacer lo que le gusta, siempre y cuando no se engañe a si mismo.





    Sergio Ds, yo creo que hay que aprender a vivir con la realidad. Es la única manera de ser realmente feliz. De lo contrario, si por ejemplo viviéramos estando permanentemente drogados para no sentir dolor, ¿podría considerarse felicidad? Yo creo que no.




    dEsoRdeN, el cerebro siente, ¿Eh? y eso le hace ser importante...





    Sarah González, más bien me refería a la necesidad social que parece haber de quedarse sólo con las cosas positivas. Odio eso. Odio no poder quejarme de lo que no me gusta.





    JVela, tienes razón, pero es que existe un error y es que muchas personas piensan que ver lo malo implica no ver lo bueno, y se puede tener ambas cosas.





    txetxu, bienvenido pues.




    Little Holden (¿Sergio? XD), Exactamente. A eso me refería. No tengo por qué sonreír si no me apetece. Y que no sonría hoy no significa que no sepa valorar lo bueno (que créeme, sé hacerlo).




    abismo, yo creo que no sirve de nada simplificar ni complicar. Hay que ver las cosas tal cual son.



    txetxu





    ResponderEliminar
  22. La vida se alimenta de dolor, es cuestión de nosotros descubrir otros caminos para realmente existir en ella.

    ResponderEliminar