19 de diciembre de 2012

Against.

Arma de destrucción masiva: cerebro, control y seguridad. Saber que mis ganas harán que venza esta batalla, como todas las demás. Le sujeto la cabeza y patada lateral en el estómago. Una vez inconsciente, jab-cross entre las piernas. Ahora sí tengo la certeza de que nunca se volverá a levantar: de que no le quedarán fuerzas para abrir los ojos y, si lo consigue, tendrá demasiado miedo. Miedo de levantarse. Porque al fin y al cabo si lo hace, le golpearé otra vez. Y volverá a caer. Y volverá a ser tan solo debilidad hasta que ya no quede nada. Por eso decidirá, sin ninguna duda, permanecer en el suelo. Porque al menos puede mantenerse en ese estado de pasividad e indiferencia, fingiendo morir en vida, pero viviendo al fin y al cabo. Mucho mejor eso que fingir vivir mientras mueres, o morir tratando de sobrevivir. De repente, siento lástima. Le miro los ojos. Me asusto. La persona que está en el suelo soy yo. Sabía que ganaría todos los combates. Incluso aquellos en los que luchase contra mi misma. Lo sabía. Y ahora ya no hay vuelta atrás. No puedo ganar sin perder, ni perder sin ganar.

17 comentarios:

  1. Siempre que se gana algo se pierde algo, es lo llamado "coste de oportunidad". Suele merecer la pena, o eso dicen. Quién sabe.

    ResponderEliminar
  2. La tipica frase de quien no arriesga no gana,no?
    Deja el miedo a un lado.

    AnónimoR.

    ResponderEliminar
  3. En ese caso es tan vital saber ganar como saber perder...

    ResponderEliminar
  4. Me pregunto si tiene algo que ver con el disco de Sepultura.

    ResponderEliminar
  5. De cualquier modo la vida no solo es la lucha de nosotros contra el mundo, sino de luchar contra nosotros mismos. De hecho muchas veces se trata de eso, de lo que tenemos que pelear contra todo lo que nos limita, contra todo lo malo que a veces nos gana

    ResponderEliminar
  6. Muy pocos viven, la mayoria solo trata de sobrevivir. Gran entrada

    ResponderEliminar
  7. Perdiendo también se gana.

    He leído tu anterior entrada y, obviamente las últimas semanas de universidad antes de vacaciones tienen como nombre "ESTRÉS".
    Uno de mis objetivos también es que el corazón no se me salga por la boca con cada presentación que haga. Pero con paciencia y a base de repeticiones, tarde o temprano se consigue.
    Otra cosa con la que también estoy de acuerdo es con tu "día indie". Guns N'Roses es un grupo que descubrí este verano gracias a una gran persona y, precisamente, "November Rain" fue la primera canción que escuché y con la que me volví adicta a ese gran grupo. Tampoco le veo sentido a aquellas personas que llevan camisetas de grupos sin haberlos escuchado en la vida, por el mero motivo de que "están de moda". Es patético.
    Un saludo y ¡FELICES VACACIONES DE NAVIDAD!.

    ResponderEliminar
  8. Es más jodido saber ganar, porque a perder el que más el que menos ha tenido que morder el polvo alguna vez, pero para ganar hay que saber hacerlo con elegancia, y eso no todo el mundo sabe hacerlo. Siempre andaremos a leches contra nosotros mismos, si es que la vida es muuu puñetera... Por cierto suena un poco a New Raemon la canción, y eso es bueno.

    ResponderEliminar
  9. A mi me hizo pensar en esto de que cuando uno genera violencia contra los demas la estás generando contra ti mismo... vivimos en un mundo donde perder o ganar a veces es indiferente... no sé, me hizo pensar en que necesitamos demasiado ser compasivos hasta con nosotros mismos.
    Me gutó mucho este post...

    ResponderEliminar
  10. Dios ha sido realmente increíble.
    Nunca entenderé el afán que tenemos de luchar contra nosotros mismos, a veces parece que nos gusta hacernos daño.
    Mil besos desde http://hazbrillaratusonrisa.blogspot.com.es/
    M.

    ResponderEliminar
  11. Este texto rebosa tanto sentimiento que incluso me hace dudar de si es real. En serio, se nota que sabes lo que escribes y que le pones ganas ^^
    Besos desde : http://nadaesuficientecuandoloquierestodo.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  12. X, el coste de oportunidad me recuerda a mi etapa económica y no me gusta :(


    Ric, creo que aquí el miedo o arriesgar no tienen nada que ver.


    dEsoRdeN, pues yo creo que no sé perder. Y dudo que sepa ganar.


    Javier, no tengo ni idea de qué disco es :$.


    garcigomez, a veces pensamos que la culpa es del mundo y luego resulta que nuestro principal enemigo somos nosotros.



    Patri Limón, es muy triste eso. Y por mucho que haya gente que se muera, me parece de locos agradecer simplemente el hecho de estar vivos.



    Marisa, qué casualidad lo de November rains :) y ánimo con la uni.


    NaoBerlín, el peso de ganar es complicado. Después de ganar tienes que demostrar que merecías haberlo hecho. The New Raemon (L).


    Bull, todo lo que haces a los demás realmente te golpea a ti mismo, a un poco de conciencia que tengas.


    Ikana, pues no nos rindamos.


    Mária, por desgracia.


    Little Smiles, como la vida misma ;) gracias.

    ResponderEliminar
  13. GOLPEA BIEN, HAZLO BIEN. Y además, emocionas.

    ResponderEliminar
  14. Nuestra propias batallas internas son las más dificiles de ganar, porque conocemos tanto a nuestro oponente que aunque lo lastimemos el siempre termina por levantarse y devolvernos el golpe.

    Yo en cierta forma evito la confrontación, porque se que terminare mordiendo el polvo jejeje que mi parte racional tiene una izquierda mortal. Mi parte sentimental bueno ella poco le ha funcionado la tecnica de la grulla pa defenderse XD

    Me gusto tu analogia.

    ResponderEliminar
  15. A., SERÁS PAVI. Tú sí que me emocionas :p


    Angel Guardian, me debato entre el difícil y el imposible.

    ResponderEliminar
  16. Muy buen gusto, me enganché hace poquito a este gran grupo.
    Y muchas gracias por tu comentario, soy de las que escriben para escupir sin esperar más allá. Te sigo muy de cerca ;)

    ResponderEliminar