29 de diciembre de 2012

A veces soy una chica tradicional.

Ya quedaron atrás aquellos tiempos en los que deseaba hacerme mayor. Ahora sólo quiero congelarme en este mismo instante porque el futuro me da miedo. Por mucho que haya cosas que no tenga y quiera conseguir. En 2012 aprendí que un adiós definitivo no se dice con palabras, sino que sucede sin querer. Que los que algún día fueron grandes amigos pueden convertirse en absolutos desconocidos. Que los cambios llegan y, te gusten o no, tienes que aceptarlos. Que la esencia permanece y sólo quién haya sido capaz de ver la tuya seguirá a tu lado, cueste lo que cueste. Que no sirve de nada mentirse a uno mismo porque la verdad siempre termina saliendo a la luz. Que a veces controlarlo todo es tan peligroso como dejarse llevar. Que demasiadas casualidades hacen que un hecho deje de ser tan casual como creíamos que era. Que equivocarse es de humanos y lo mejor que puedes hacer es concentrarte en no repetir tus errores, porque lo más probable es que ya no tenga arreglo. Que cuando algo se rompe tienes que aprender a admirar sus fragmentos, pues por más que intentes reconstruirlo no recuperará su forma original. Que la magia nunca deja de hacer efecto y que a veces todo lo que necesitas es una simple mirada. Que aprender a ganar es tan importante como aprender a perder. Que alcanzar un objetivo no significa que quisieras alcanzarlo de verdad y hay que saber darse cuenta cuando algo deja de importar. Que un final a tiempo es mejor que prolongar algo indefinidamente. Que no es tan malo dejarse ver, que no son necesarias tantas corazas. Que es mejor no cerrar puertas antes de ver lo que hay en su interior. Que esporádicamente no está mal quedarse parado y pensar qué es lo que realmente necesitas.  Que tienes que perseguir tu tren hasta que dejas de sentir que te pertenece, aunque no sepas a dónde te va a llevar. Que la teoría no siempre es aplicable a la práctica. Que demostrar es más importante que decir y uno tiene que asumir el peso de sus propias decisiones. Que quizás ilusionarse y esperar cosas de la vida es ridículo, pero también es lo que nos hace avanzar. Que es mejor pasar el suelo con una mopa que con la escoba. Que lo que yo llamaba mofletes en realidad se llama pómulos. Que si cocinas salchichas rojas a alguien es amor. Que casi cualquier alimento se puede congelar. Que es necesario conocer antes de juzgar y que, cuando alguien te juzga, siempre puedes demostrarle que está equivocado. Que hay personas que necesitan que les digas que estás dispuesto a escuchar. Que no es malo adquirir cierta seguridad en determinados ámbitos. Que si te caes te levantas. Que tropezar quinientas veces con la misma piedra no es un motivo para no tratar de levantarte. Que se dice "procrastinar" y no "procastinar". Que lo que hiciste lo hiciste hace mucho y lo que has hecho lo has hecho hoy. Que hacer lo que sientes no es pecado. Que "querer" no es lo mismo que "deber". Ni que "poder". Pero que podía intentar ser todo lo que quisiera ser. Que cuando confías en algo no es demasiado necesario escuchar a los demás. Que podemos conseguir más de lo que creemos. Que cada uno tiene derecho a tener su ideología. Que el verbo arrepentirse existe. Que a veces es necesario hablar. Aprendí muchos conceptos que no me van a servir para nada y otros pocos a los que sabré encontrarles utilidad. Que el café es recomendable en épocas de estudio y que estudiar el día antes es mejor que no estudiar nunca. Que cualquier producto es bueno si consigue emocionar a alguien. Que no puedo cambiar el mundo. Bueno, vale. Eso aún no he terminado de asimilarlo. Aún me quedan demasiadas cosas por aprender...
Y me gusta el 2013. Por eso de que es un número impar y de que encima trae mala suerte. Y porque no va a haber 13 del 13 de 2013 y no podréis hacer esas típicas bromas de cada año. Y porque en el mejor de los casos, son 365 días más para aprender y comprender, que es de lo que se trata esto. Japi niu yiar.

20 comentarios:

  1. Totalmente de acuerdo con todo excepto con lo de "Que alcanzar un objetivo no significa que quisieras alcanzarlo de verdad" ya que si t'he planteas algo haces lo posible por consdeguirlo y una vez ahi t'he sientes totalmente satisfecha. :)

    ResponderEliminar
  2. Yo también tengo muchas esperanzas en el 2013. Es otra oportunidad, otros 365 días para vivir. Pero reconozco que el 2012 no ha sido tan malo como esperaba.

    Feliz Año Nuevo :3

    ResponderEliminar
  3. En el blogroll sale el post anterior y no este...

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Cé! Me ha encantado! Me pasaría el día twiteando con las frases que forman este texto! Y recuerda muchas de las cosas que se nos olvidan. Aunque esta otra "Que la teoría no siempre es aplicable a la práctica"... ahora hay que conseguir poner en practica todo aquello que hemos aprendido durante el año y no es tan fácil. Ñañaña!
    Me quedo con esta. "Que a veces controlarlo todo es tan peligroso como dejarse llevar" y esta otra: "Que es necesario conocer antes de juzgar y que, cuando alguien te juzga, siempre puedes demostrarle que está equivocado". Ambas dos.. *_*

    Feliz año nuevo guapi! :)

    ResponderEliminar
  5. Tu de tradicional nada que ver XD , lo que eres es una chica genial.

    Esta entrada es como esos comerciales que te tocan la sencibilidad algo más y te hacen soltar la lagrimiya de la emoción.

    Excelente 2013 ^_^ para tí y todos los que leemos tu blog.

    ResponderEliminar
  6. Sabes mucho...
    Lo malo de saber es que cuanto más se sabe más se ignora.
    Me encanta poder decir que soy un ignorante y quedar como si fuese muy inteligente...jajaja.
    Es lo que tienen las letras, ¡qué dan para tanto!

    Por aquí te dejo besos, abrazos y saludos coge lo que gustes y si te apetece me dejas algo.

    ResponderEliminar
  7. Ha sido un gran año, en lo que a aprender se refiere.
    Repetiría tantas de tus entradas, que casi podría plagiarte entero.

    Que el día de mañana confirme tus sospechas sobre hoy, día a día, hasta el infinitooooooo


    Un abrazo para empezar este 2013

    ResponderEliminar
  8. Creo que ya te has hecho mayor... que tienes todos los conceptos muy bien aprendidos, que los aproveches... pero eso sí, sin miedo y sin congelarte (bueno quizás algún ratito es irremediable para todo el mundo :D)

    Feliz entrada en 2013, ese impaaaarrr jajaja
    Besos de fin de año

    ResponderEliminar
  9. me quedo con estas dos frases: "y que a veces todo lo que necesitas es una simple mirada.Que es mejor no cerrar puertas antes de ver lo que hay en su interior." ya sabes por qué. ;)

    ResponderEliminar
  10. En 2012 aprendi a conocerte mas. No te preocupes que el futuro sera igual o mejor :)
    Gracias a esta entrada se que puedo felicitarte el año sin que me muerdas por ello jaja, un besazo preciosa! y mira que es complicado firmarte ahora jodía!

    ResponderEliminar
  11. Se te ha olvidado poner que en el 2012 has aprendido a cantar un trozo de una canción sin desafinar. Y todo lo que te queda por aprender. Esto es tan solo un impulso para continuar :-)

    ResponderEliminar
  12. Me ha gustado la parte de que los amigos pueden convertirse en completos desconocidos, qué razon, y qué buen resumen nos has hecho de las enseñanzas de la vida. No podía ser más perfecto. Feliz año.
    Mil besos desde http://hazbrillaratusonrisa.blogspot.com.es/
    M.

    ResponderEliminar
  13. Aprendiste mucho. Y eso siempre es bueno.

    ResponderEliminar
  14. Que lo que yo llamaba mofletes en realidad se llama pómulos. Jajajaja, ésta me ha hecho gracia :D

    Hija mía yo hace nueve años no me paraba a pensar ni en la mitad de cosas que tú, me di cuenta de muchas de esas cosas así de pronto [siempre he estado un poco absorto en mi mundo y era bastante niño]. En lo de la edad desde luego, cuando llegues a mis 30 sí que te entrará el vértigo :s

    Por cierto si lo que quieres es escribir un guión, creo recordar, con esa capacidad de condensación por lo menos ya tienes una buena herramienta con la que trabajar.

    Por cierto, en Madrid lo que no saben utilizar son los tiempos simples, al revés que nosotros, pero yo me mantengo en lo que te comenté en otro comentario; en general hablamos mejor que ellos xD

    En cuanto a lo demás pues nada, la vida es continuo aprendizaje, y que siempre sea así, que siempre haya cosas que aprender porque eso significará que avanzamos.

    ResponderEliminar
  15. Vaya, iba a hacer una entrada parecida y ahora ya no va a poder sin que suene a plagio, jajaja. Iba a contar muchas de las cosas que dices, ya sea porque también me han pasado o me identifico con ellas.

    De todo ello me quedo con esta frase: "Que si te caes te levantas. Que tropezar quinientas veces con la misma piedra no es un motivo para no tratar de levantarte". Lo fácil que parece de hacer y lo mucho que cuesta en ocasiones, es una buena filosofía.

    Japi niu yiar, Cé

    ResponderEliminar
  16. Gracias por pasar y comentar... Casi olvido que tenía un blog. Voy a descubrir el tuyo :)

    ResponderEliminar
  17. Uf, demasiadas cosas para comentar. Lo dejaremos en un feliz 2013 (me encanta el 13!), y ya nos lo explicaremos cara a cara cualquier día de estos

    ResponderEliminar
  18. Que pases un feliz fin de año, y que en el nuevo que llega
    se cumplan todos tus deseos.
    ¡Feliz 2013!
    un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Yo aprendí que es necesario agradecer la belleza de tus palabras, belleza que por suerte se cruzó en mi camino. Y también que los corazones amarillos son los únicos que cuentan en realidad.

    G.

    ResponderEliminar
  20. Núria, creo que no me has entendido. Yo a veces me propongo cosas - este año me he propuesto muchas - y aunque quede quizás un poco prepotente, siempre las consigo. Una vez conseguidas, me doy cuenta de que realmente no eran como esperaba que fuera. Es triste, pero es así. A veces para darte cuenta de que algo no te gusta tienes que probarlo.


    H, pues ya iremos viendo y leyéndonos :D


    Tequila, ni idea de por qué. Desconozco muchas cosas del mundo blogger...


    Miau, pues muchas gracias :D Y a ver si en el 2013 aprendemos más....


    acróbata, yo también hay muchas cosas que no sé y espero aprender. Es lo bueno. Cuanto más sabes, más te queda por saber.


    Angel Guardian, debería haberlo grabado en modo video, mierdis.


    Ataqueescampe, pues a seguir aprendiendo todos.


    Abismo, y cuando uno se hace mayor, ¿a que espera? ¿a volver a hacerse pequeño?


    Secrets Away, a ver si el año que viene todo te va mejor ;)


    Alejandro S, aprendiste que soy adorable. No mientas.


    A. siempre tu caparazooooooooon (8). Aprendí a quererte. Ah, no. Eso ya sabía hacerlo.


    Mária, igualmente.


    Vértigo, cuando aprendes demasiado te toca aprender a desaprender.


    NaoBerlín, me pase toda la vida con complejo de mofletes hasta que alguien me dijo que lo que yo tenía se llamaban pómulos. Ahora tengo complejo de pómulos, así que más o menos me da igual llamarlo de una manera u otra. Yo siempre he reflexionado demasiado sobre lo vivido. Pero es casi tan poco útil como saber diferenciar mofletes de pómulos. Ai. Me he fijado que dices mucho "Por cierto". Casi tanto como yo.



    Garcigomez, te dejo plagiarme. Mucha gente lo hace (A., si lees, esto, guiño, tos, codazo. Tú, garcigomez, puedes obviar la frase completa). Lo de la piedra me ha costado mucho darme cuenta. Antes pensaba que cuando uno se caía varias veces podía dejar de intentar levantarse porque al fin y al cabo sólo obtendría otro golpe, otra caída, y dolería quizás más. Ahora me he dado cuenta de que generalizar con un "siempre" algo que ocurre repetidas veces en unos pocos años no es más que una manera de dramatizar y es absurda. Levantémonos siempre.



    Versos finitos, bienvenida/o :D


    dEsoRdeN, ¿en tu casa o en la mía? ;)


    Ricardo Miñana, Igualmente :D


    Gemma, cuanto amor. Corazones amarillos para ti :D

    ResponderEliminar