25 de abril de 2012

Sensación.

De repente, me tambaleo. Una niebla espesa se cuela en mi ángulo de visión hasta que éste queda reducido a la nada. Las piernas me pesan toneladas y no puedo mantenerme en pie. Pierdo el equilibrio. Busco algo a lo que agarrarme. Pero cada vez me siento más y más débil. Y no encuentro nada. Estoy unos segundos ausente y vuelvo a la realidad. Nada ha cambiado. Todo sigue igual.


(Quiero que sea 26 de Mayo y lo quiero ya)

6 comentarios:

  1. Recuerdo las mañanas que me pasaba, en el autobús, y no lo echo de menos. Me daba pánico el perder la vista esos segundos en que todo se queda gris y los oídos no escuchan. A veces me pasa, de vez en cuando, aunque normalmente por otras razones, y me sigue dando el mismo susto...

    ResponderEliminar
  2. Si quieres que algo cambie, vas a tener que obligarlo a cambiar...

    ResponderEliminar
  3. Ains... el tiempo pasa y no espera por nadie. Ese día llegará! y ya lo puedes aprovechar bienn!! porque pasará volando!! :)
    A veces el que espera, desespera...
    Vive el momento :)
    Besos gordos

    ResponderEliminar
  4. Intriga hasta el 26 de mayo?, no no, cuenta que es lo que esperas. Un besazo.

    ResponderEliminar
  5. Pues ese día espero estar yo en Madrid con la resaca por el título de copa... XD

    ResponderEliminar
  6. Yuna, a mi me pasa demasiadas veces. Y ya no es sólo lo horrible de la sensación, sino no acordarte de lo que pasó en medio y la verguenza que pasas cuando todo el mundo está luego encima tuyo. Aunque cuando más miedo me da es cuando estoy sola, por ejemplo, en casa porque pienso, ¿Y si estoy mucho rato y nadie se entera?

    Laura Colored, hay cosas que no podemos cambiar... por desgracia el ser humano tiene que asumir que puede controlar unas pocas, y su percepción en cierta medida, pero no todo.

    No.me.pises.que.llevo.chanclas, no es un día en concreto, sino más bien la fecha. No pasa nada especial simplemente que acaba esta época horrible.

    Juan, voy a quedar to-triste. Pero no era nada maravilloso, ni un viaje, ni una visita, ni nada guay. Pero... acabo los exámenes. Y esta semana ha sido bastante horrible universitariamente hablando, y aunque el puente semi-respiro, luego toca estudiar. Y lo odio, me agobio mucho.... con los trabajos no tengo tiempo para casi nada más. Otro besin :)

    dEsoRdeN, yo celebraré lo genial que me han salido los exámenes (o lloraré en una esquina de mi habitación si la cago en todos xD)

    ResponderEliminar