23 de junio de 2011

.

Que tu mundo se derrumba y no sabes por dónde empezar a reconstruirlo. Que desearías volver a ser una niña y que las cosas fueran sencillas pero no puedes controlar el tiempo: eres mayor, las cosas son dificiles y tú tienes que tratar de simplificarlas, pero solo consigues el efecto contrario. Hacerlas más y más complejas.
No sé porque hoy. Hoy es uno de esos días ñoños en los que solo quieres dormir, dormir, y dormir. Tal vez porque son hogueras. Tal vez porque es uno de esos días que compartías con ella. Tal vez por eso te acuerdas mucho más, la sientes más contigo y asumes que por mucho que cierres los ojos y desees con todas tus fuerzas estar donde ella está, no lo consigues. Eso es lo que me duele. Que no podría desearlo más y no se cumple, y dejo de creerme eso de que si uno desea algo con el corazón, si de verdad es con el corazón se hace realidad. Es totalmente mentira.

No hay comentarios:

Publicar un comentario