21 de abril de 2011

Fuerza.

Es dificil de entender. Pero lo entienden. De alguna manera comprenden que eso que para cualquier persona puede ser "hacer un esfuerzo" para mi es mucho más. No es una cuestión de simplemente "no tener ganas". Es no poder. Y sufrir por ello. Y tener ganas de gritar, de llorar, de lanzar tu vida por la ventana y decir "hasta aquí". Es que todos los músculos de tu cuerpo se contraigan, que se te cierre el estómago y no poder más. Es esa sensación de que el suelo se tambalea. Y de que todo se viene abajo. Y de repente hacerte más y más pequeña. Diminuta. Invisible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario